Az Zait

Fotos de Restaurante Az-Zait, Sevilla


Hace bastante tiempo que el equipo de El Tapeador tenía ganas de pasar por el conocidísimo restaurante Az Zait, ubicado en la Plaza de San Lorenzo. Aprovechando que (imaginamos debido a la crisis) ahora también ponen tapas el otro día pasamos por delante y no pudimos contenernos. Ahí va nuestra experiencia:

Para comenzar hablaré un poquito del sitio, decir que es acogedor, la zona de tapas está en el salón-entrada, que es al que se entra directamente desde la calle. Ya a la derecha hay una puerta por la que se accede a los salones más íntimos donde sirven la comida del restaurante. El restaurante es acogedor, decorado al estilo "francés", la pared entelada, lamparitas en las mesas, todo muy chic y clásico a la vez.
Los camareros van muy bien uniformados, el servicio fue excelente, son educados. El local inspira ese rollo de "sitio bueno" donde la gente susurra y nada está fuera de lugar.
http://lacuisinedelsur.wordpress.com/2013/07/30/az-zait/

Bueno, ahora vamos a lo que nos interesa: la comida. Para ir abriendo boca pedimos un foia envuelto en papel de oro con mermelada y panecillos que aunque era algo pequeño y para mi gusto lo sirvieron demasiado frio, la verdad es que estaba bueno.

Yo me aventuré a pedir Ravioli relleno de langostinos y setas, está fue la gran decepción del día, por varios motivos, primero el sabor, que era bastante normal. Pero mi gran asombró llegó cuando me presentaron el plato y vi que la tapa se trataba de un solo ravioli, ni dos, ni tres, ni cuatro. Uno.
Esta tapa costaba casi 5€, ni que decir tiene que estuve por tirársela a la cara, pero aquí donde me veis tengo buenas maneras. Así que me comí mi triste e insípido ravioli con un langostino y una seta y pedí otra tapa a ver si resultaba menos decepcionante.

La siguiente elegida fueron migas, servidas con cebolla caramelizada y pasas. De modo que un plato al que estamos acostumbrados como salado lo servían con esa mezcla dulzona que aunque estaba buena no me acababa de convencer. La presentación molaba ya que venía en una cazuelita como de juguete, roja y ardiente. Esta tapa fue algo más abundante que las anteriores.

Enchilada de pollo fue la cuarta elegida. Misma presentación que las migas, fue la tapa que más me gustó aunque obviamente me supo a poco, todas las tapas eran demasiado pequeñas para mi gusto y está estaba buena porque sinceramente era difícil fallar con pollo con algo de verduras y queso gratinado. Decir que estaba muy bien especiada.

Por último y decidiendo que lo mejor es lo de siempre pedimos unas típicas Papas Bravas a ver si había suerte.
Está fue la tapa más barata y más abundante de todas, la salsa era casera y aunque no picaba ni es la mejor que he probado tampoco desmerecía, pero no dejaban de ser unas habituales papas bravas sin nada de especial.

Cómo habéis leído y os imaginaréis el sitio resultó de lo más decepcionante. Había oído maravillas de Az Zait, de su comida y de todo, y la verdad es que me decepcionó muchísimo. No sé si el restaurante funcionará mejor, si la comida será más buena y los platos más abundantes, pero a mi las tapas me parecieron un gran timo, carísimas para la cantidad pero sobretodo para la calidad de los platos.
Si hubieran estado exquisitas no habría queja, pero es que no lo estaban. No sé si en el futuro me animaré a probar de nuevo, pero de momento se me han quitado las ganas por una temporada de volver al Az Zait.

Valoración:


Fotos: La cuisine del Sur

4 comentarios:

 
  • El Tapeador © 2012 | eltapeadorsevilla@gmail.com| Diseñado por BUMERlab
    !-- Place this tag where you want the +1 button to render. -->